Netlify Drop, cuando publicar gratis un sitio web es sólo arrastrar, soltar y esperar unos segundos

Hoy en día, publicar un sitio web es más sencillo y barato que nunca. Existen miles de soluciones de hosting para todas las necesidades y, quien más y quien menos, es capaz de crear un blog sencillo en pocos minutos en plataformas como Blogspot o WordPress.com.

Pero estas últimas son soluciones que restringen enormemente las opciones del diseñador web, al ofrecer únicamente una limitada gama de temas/plantillas, que pueden no encajar con el tipo de web que queremos poner online, por sencilla que esta sea.

De modo que, ¿qué hacer si tenemos un pequeño proyecto web, compuesto únicamente de archivos HTML, hojas de estilo CSS, scripts JS, y alguna imagen, y necesitamos ponerlo online por 0€ lo antes posible (pongamos, en menos de un minuto)? ¿Hay alguna opción disponible?

Gratis, rápido y sencillo

Pues sí, la hay, y se llama Netlify Drop. Este servicio se lanzó hace dos años, después de que Netlify adquiriera y rehiciera un servicio similar llamado BitBalloon; y la funcionalidad que nos ofrece se resume en poder poner online tu web estática en unos pocos segundos (porque no requiere ni que nos registremos en la plataforma), con sólo arrastrar y soltar la pertinente carpeta.

No, no hay "segundo paso" ni nada: tu sitio web tardará en estar online tanto tiempo como tarde la carpeta en subirse al servidor de Netlify. Tras eso, la plataforma nos mostrará la dirección de un subdominio (no muy fácil de recordar, eso es cierto) terminada en ‘netlify.app‘, que albergará nuestro proyecto web.

Screenshot 1
Arrastrando la carpeta a Netlify Drop, sin registro previo.

Nos encontraremos, eso es cierto, con una gran limitación: los sitios que subamos a Netlify Drop y no reclamemos en las siguientes 24 horas dejarán de estar accesibles online. Ciertamente, ese tiempo puede ser más que suficiente si nuestra intención era sencillamente permitir que un cliente pudiera echar un vistazo a nuestros avances en el proyecto.

Screenshot 2
Previsualización del sitio web que acabamos de subir, y enlace al mismo.

Pero si se te queda pequeño, sólo tienes que acceder a tu nueva URL seguida de "/claim", lo que te permitirá, esta vez sí, registrarte en Netlify y, simultáneamente reclamar como propio tu proyecto web, para poder gestionarlo a partir de ahora como un sitio Netlify más.

Screenshot 3
Si clicamos en ‘Claim your site’ podremos registrarnos (gratis) en Netlify, y aumentar la funcionalidad de nuestro proyecto web.

Muchas de las opciones que ofrece Netlify requieren de cuentas de pago… pero si lo único que buscas es que la web siga existiendo indefinidamente, poder actualizarla y que cuente con un subdominio más ‘bonito’ (o mejor aún, vincularla a tu propio dominio personalizado), estás de suerte, porque no necesitarás desembolsar nada para ello.

El tema de los formularios

Quizá te estés preguntando si esta solución te permitiría colgar una web con formularios (a modo de alternativa a un Google Forms), teniendo en cuenta que sólo permite webs estáticas, lo que descarta la opción de usar PHP, Perl, ASP o similares.

Pues… sí, sería posible: sólo necesitarás crear un formulario HTML estándar, añadiendo ‘data-netlify="true"‘ como atributo del elemento ‘form‘, y la plataforma se encargará de detectarlo automáticamente y de recopilar los envíos de los usuarios para que puedas visualizarlos cuando inicies sesión en Netlify.


La noticia

Netlify Drop, cuando publicar gratis un sitio web es sólo arrastrar, soltar y esperar unos segundos

fue publicada originalmente en

Genbeta

por
Marcos Merino

.